Ñoquis caseros al pesto

Fácil 15 minutos 4
Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

Hoy os traemos una receta muy deliciosa, con un colorido que llama a la vista y un aroma que abre el apetito. Se trata de unos exquisitos ñoquis caseros al pesto, que sin duda son una buena opción para presentar en nuestra mesa en cualquier ocasión. Una vez que sepáis como hacer los ñoquis de forma casera, podéis servirlos con cualquier salsa de vuestro agrado.

Los ñoquis o gnocchi (que en italiano es el plural de gnocco; ‘bollo’ y también ‘grumo’ o ‘pelotilla’) son un tipo de pasta italiana que se hace generalmente a base de patatas mezcladas con harina y otros ingredientes que pueden variar según la zona geográfica en la que se elaboren. Normalmente se sirven acompañados de salsa de tomate ligera, solos con un poco de aceite de oliva y ajos salteados o incluso en sopas.

En diferentes zonas de Italia se pueden encontrar otras variantes de los ñoquis que se hacen con sémola o incluso harina de maíz (maicena), con pan rallado, calabaza u otros ingredientes. Y en Latinoamérica se han desarrollado otras variantes elaboradas a partir de batata, plátano (el que en Europa conocemos como plátano de freír), sémola de trigo o yuca, entre otros.

La historia de la aparición de los ñoquis es muy curiosa y responde a las difíciles circunstancias sociales vividas en Italia durante el siglo XIX, concretamente hacia el año 1.880, cuando los signori (señores feudales) de la época y dueños de los molinos de trigo decidieron aumentar de manera significativa las tasas cobradas a los contadini (campesinos) para poder utilizar dichas instalaciones. Ante el encarecimiento de la harina de trigo, los campesinos probaron a elaborar sus pastas utilizando otros ingredientes como las patatas, que tuvieron gran éxito para tal fin y poco a poco se fueron afianzando como una buena alternativa a la harina de trigo utilizada anteriormente.

Ingredientes

  • 1 kilo patatas
  • 200 gramos harina
  • 2 yemas huevo
  • Al gusto sal
  • salsa pesto

Instrucciones

  1. Pelamos las patatas y las cortamos en trozos algo más grandes que un huevo, lo importante es que sean todos los trozos más o menos del mismo tamaño. Luego las cocemos en agua con un poco de sal hasta que estén tiernas como para hacer un puré y las escurrimos bien.
  2. Mientras las patatas aún estén calientes, las pasamos por el pasapurés o las aplastamos muy bien con ayuda de un tenedor o majador. Luego incorporamos las yemas, una pizca de sal y mezclamos bien.
  3. Vamos añadiendo poco a poco la harina y mezclamos con las manos hasta que tengamos una masa blanda, ligera y fácil de trabajar. Hay que tener en cuenta que la cantidad de harina necesaria dependerá del tipo de patata utilizada, del tamaño de las yemas, de la propia harina… así que es posible que necesitéis un poco menos o un poco más de harina que la indicada en la receta, en cualquier caso la cantidad rondará los 200 gramos.
  4. Enharinamos muy ligeramente una superficie plana y bien limpia y procedemos a dar forma a los ñoquis. Para ello, cogemos porciones de la masa, las colocamos sobre la superficie enharinada y les damos forma de “churro” con un grosor de 2 cm. aproximadamente. Luego cortamos porciones de unos 3 o 4 cm. Una vez hecho esto, cogemos cada porción y la aplastamos ligeramente deslizando sobre ella un tenedor. La idea es que por un lado queden huecas y por el otro queden estriadas. También podemos saltarnos este paso y simplemente redondearlas un poco después de cortarlas ya que las estrías son una cuestión de estética que no influirá en el resultado de la preparación.
  5. Una vez que tengamos a punto todas las porciones, las cocemos en agua hirviendo con un poco de sal hasta que salgan a flote (tardarán un par de minutos), entonces estarán listas.
  6. Servimos los ñoquis con un poco de salsa pesto (podéis ver la receta de la salsa siguiendo el enlace que os dejo en estas líneas) y degustamos al momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *