Chipirones encebollados

Fácil 20 minutos 4
Chipirones encebollados
Media de votos

Esta mañana he pasado a hacer unas compras en un mercado cercano a mi casa y he visto en un puesto de la pescadería unos chipirones con una pinta estupenda y a muy buen precio, enseguida me acordé de una receta sencilla y deliciosa que hace tiempo no hacía y que en mi casa les encanta a todos, así que me traje unos cuantos y preparé unos chipirones encebollados que quedaron insuperables. Os dejo aquí la receta para que los preparéis en vuestra casa, os aseguro que no dan mucho trabajo y quedan riquísimos, así que os animo a probarlos. Son ideales para servirlos como aperitivo o como entrante, pero también podéis acompañarlos de arroz blanco y tendréis un plato completo y muy nutritivo.

Ingredientes

  • 1/2 kilo chipirones
  • 2 cebollas medianas
  • 1 diente ajo
  • 1/2 taza vino blanco
  • 1 hoja laurel
  • 1 ramita perejil fresco
  • Un chorrito aceite de oliva
  • Al gusto sal
  • 1/2 vaso agua

Instrucciones

  1. Limpiamos los chipirones quitándoles primero la cabeza, la cual saldrá junto con lo que sería la espina del animal, que es una especie de palito como de plástico. Después cortamos los tentáculos justo por debajo de los ojos (estos últimos los desechamos) y reservamos los tentáculos. Quitamos también las tripas y el saquito de tinta.
  2. Cortamos la cebolla en juliana fina. Colocamos el diente de ajo (sin pelar) sobre una tabla y le damos un golpe seco con el lateral de un cichullo grande para aplastarlo un poco.
  3. Ponemos una sartén a fuego medio con un chorrito de aceite y sofreímos el ajo durante un par de minutos, luego añadimos la cebolla, el laurel y rehogamos durante unos 8/10 minutos. Bajamos el fuego, añadimos el agua y dejamos que la cebolla se caramelice lentamente, removiendo de vez en cuando.
  4. Una vez que tengamos la cebolla caramelizada, la retiramos de la sartén con ayuda de un tenedor o espátula pero sin volcarla para que nos quede en la sartén parte del líquido que esta haya soltado. Añadimos unas gotas de aceite y doramos los chipirones con un poco de sal a fuego medio/alto por ambos lados.
  5. Una vez fritos los chipirones, volvemos a incorporar la cebolla a la sartén y mezclamos todo bien. Echamos el vino blanco, ponemos el fuego bajo y dejamos cocer unos 8/10 minutos hasta que reduzca el líquido. Finalmente espolvoreamos con un puñado de perejil fresco bien picadito y listo.

Notas de la receta

Si se os hace muy engorroso limpiar los chipirones o no tenéis tiempo para ello, podéis sustituirlos por anillas ya listas para cocinar.

Leave a Reply